-Memorias del Profe-

“una noche como cualquier otra”

Fue una noche como cualquier otra,  la Luna colgada en el manto celeste y tu mirada clavada en mi mente, justo entonces yo te necesitaba como necesita la primavera a los campos floreados,  como necesita al invierno el viento del norte, como se necesitan mutuamente la playa y el mar para ser lo que son, como se necesita aquello que da la vida, aquello que no se puede encontrar en ningún otro lugar, y justo entonces te vi, caminando por aquel parque central, como quien divaga buscando compañía para alejar la soledad,  justo entonces reconocí tu mirada de algunos sueños vividos en el pasado y supe que serías tú la que viniendo a mi libraría mi vida de toda la melancolía en donde, hasta aquella noche como cualquiera otra, me había visto obligado a vivir….

Anuncios

2 comentarios

  1. UN FUERTE ABRAZO AMIGO Y PERDONA NO SALUDARTE ANTES , SI NO ME ENTERO DE NADA SOY UN CASO, GRACIAS POR TU VISITA

    25 noviembre 2011 en 4:44 PM

  2. Qué poético e idílico. Pero cosas así pasan pocas veces…

    24 noviembre 2011 en 8:26 AM

¿Comentas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s