-Memorias del Profe-

Entradas etiquetadas como “amistad

“Soliloquio del 28 VI”

En lo que a mí respecta, la soledad que se elige es mejor que aquella que nos imponen, podemos confiar en las personas, y podemos intentar entablar una amistad con otros: pero pocas veces conseguiremos una verdadera amistad, porque entre más te conoce una persona, más fácil es desilusionarse; no digo que no existan las amistades, son los mejores obsequios de Dios, encontrar a un amigo es encontrarse con un tesoro, y si se tiene, se debe cuidar y disfrutar. Pero la amistad es algo que no es posible con todas las personas que nos rodean, y si no puedes conseguir la amistad de otro, busca obtener su respeto, y si no es posible, por lo menos ten su miedo.

Pero si por casualidad, lograr encontrar a alguien que no te juzgue sino que te acepté, alguien que se preocupe por ti, y que te ponga verdadera atención cuando le hables, entonces, cuida de esa persona como de tu vida.


“soliloquio del 28 (II)”

Jamás he sido de las personas que gustan tener demasiadas amistades, supongo que esa decisión determina la forma en que trato a quienes me rodean, no puedo decir que no se amable, pero pocas veces decido confiar completamente en los demás y  recuerdo como una frase personal “siempre hay que desconfiar de los otros”. No se trata de vivir la soledad eternamente, sólo se trata de poner un poco de espacio entre las personas con quienes si hay que tener cuidado, y entre quienes logran superar esa primera barrera.

¿Qué puede hacer quien apenas y conoce mi segundo nombre?, nada hay que las personas puedan hacer más que decidir acompañarme y aceptarme con esos defectos tan notables de los cuales no hay necesidad de hacer mención, a cambio, puedo ofrecer la paciencia que se oculta tras de una sonrisa indomable, la compañía necesaria, la ayuda desinteresada y la necesidad de no quedarme solo.


“oración por los amigos”

Tú conoces, Señor, mi corazón y sabes que todo cuanto me llegues a dar, deseo emplearlo en provecho de mis amigos y por ellos consumirlo. Yo mismo me gastaré de buena gana por ellos.Que así sea, Señor mío, que así se haga. Mis sentidos y mis palabras, mi descanso y mi trabajo, mis actividades, mi muerte, mi vida, mi salud, mi enfermedad; todo cuanto soy, mi vivir, sentir y pensar, todo lo gastaré por ellos, todo lo entregaré para ellos, por quienes Tú mismo te entregaste…  Tú, Dios nuestro, misericordioso, escucha mis ruegos en favor de aquellos por quienes el cargo y el amor me obligan e inclinan a pedir.  A ello me alienta la consideración de tu benignidad. Sabes, muy dulce Señor, cuánto les amo y cómo mi corazón y mi afecto se ocupan de ellos. Amén.


“8 regalos”

,


“Verano 2011”

Las vacaciones de Verano de este año han llegado a su fin, cuando apenas comenzaban publique una entrada en donde enliste algunas cosas que me había propuesto para estos días libres, y en verdad me alegra ver que cumplí muchos de mis cometidos, entre otras cosas puedo mencionar que este receso me sirvió para descansar de la rutina escolar y prepararme para mi tercer año como Normalista, además no solo logre visitar a mi familia en la Cd. de Oaxaca sino que también ellos pudieron venir a mi Ciudad para asistir al matrimonio de mi hermano mayor, que se efectuó durante estas vacaciones, de igual manera pude ir al cine a ver varias películas: El Capitán América, Súper Ocho, Los pingüinos de papá y Harry Potter y las reliquias de la muerte P. II,  todas ellas significaron momentos agradables en compañía de mis seres queridos, en cuanto a libros, únicamente pude comprar un libro de Gabriel García Márquez titulado “Los funerales de la Mamá grande” y este me motivo a comenzar a leer de nueva cuenta su gran clásico, Cien años de soledad” . 

En general, todas las cuestiones que me propuse se fueron desarrollando en estas vacaciones, ya antes he comentado de algunas de ellas, acerca de las que no comente nada, no es porque no haya sucedido nada, sino porque en este momento la oportunidad más adecuada para hablar de ellas no se presenta, y seguirán siendo parte de mi tintero. 

El comienzo de un nuevo ciclo escolar me llena de esperanza y de aspiraciones, espero mucho de este quinto semestre pero también estoy dispuesto a dar mucho más de lo que ya he dado hasta ahora en mi formación, finalmente les deseo a todos el mejor de los éxitos en sus proyectos, de cualquier tipo que sean.


“IV Semestre”

“Del barro seco que nos dieron hemos logrado sacar muchas cosas que solo son producto de nuestras manos y nuestra entrega”, en esta frase se resume el cuarto semestre de mi Licenciatura que ha concluido el día de ayer, y este es un momento propicio para dar una pequeña mirada atrás, ahora estoy justo a la mitad de mi formación como Profesor de Primaria, y después de un semestre muy problemático puedo decir con orgullo que me mantengo en el pensamiento de continuar adelante, aun contra los problemas que se vengan en mi futuro y contra las razones que el mundo quiera darme para hacerme cambiar de opinión, no cambiaria estos últimos dos años de mi vida, que me han servido para crecer como persona, como ciudadano y como ser humano; sé que la vida no es jamás sencilla pero también soy consciente de que en muchos momentos somos nosotros quienes la hacemos más adversa de lo que en realidad es; por esta razón afirmo mi fe en mi carrera, y afirmo mi entrega a ella, porque sé que la felicidad solo se consigue haciendo lo que a uno le da plenitud, y para mí no hay momento más pleno ni punto más alto que estar frente a un grupo.

Este semestre ha sido de movimiento estudiantil, de muchas interrupciones pero también de grandes momentos,  de haber encontrado esa amistad que siempre se desea pero que solo el tiempo y el esfuerzo pueden construir, un semestre de nuevas cosas, de aprendizajes inesperados y de enfrentarme a mi propio carácter para ir en pos de lo verdaderamente justo y equitativo, y aún cuando el camino se desvie sé que en algún momento obtendré mi objetivo, el primer semestre de practicar con 7 asignaturas y de hacerlo en un estilo muy particular, un aprendizaje que se dijo basado en problemas, pero que en realidad estuvo demasiado matizado de problemáticas y muy opaco en su enseñanza; cosas que habré de guardar para no repetirlas a futuro y poder romper el círculo vicioso sobre el que se destila la educación del futuro para algunos; el semestre de no alejarme mucho de mi casa y de ir a escuelas cercanas para atender varios aspectos; de poner en práctica mi proyecto “Un barco de letras en el mar de sueños” y de dejar que como ese barco, mi camino me lleve a la mar de la vida real; el mes de haber conocido a los niños de la “Niño Campesino” y la “Paul P. Harris” con quienes aprendí muchas cosas más de las que en realidad esperaba.

Ahora, se vienen mis vacaciones, el tiempo para descansar y poder continuar con el tercer año que ansioso espero desde ahora, y deseo terminar con lo siguiente:

 “De sueños construyo esta barca, de barcos de mil formas imprimo mi travesía, de puertos olvidados y nuevos horizontes que se abren en un mañana, de sonrisas y rostros: provisiones que nunca me dejaran, de tormentas e intranquilidades: un sol que siempre vuelve a salir, de un viaje que va siempre hacia delante: los sueños que se convierten en realidad” (AACL)