-Memorias del Profe-

Entradas etiquetadas como “vuelve a mi

“a la Madre Admirable”

Ese día me abandonaste para siempre, no dijiste adiós, no hubo ninguna despedida anunciada; solo una soledad que se encontró cara a cara con mi destino, solo una herida profusa que no ha dejado de crecer desde entonces, ese día me volteaste a ver por última vez y supe que había sido de tu cariño, que había sido de los besos y las caricias; ese día tu promesa fue arrastrada por el mar hacia la profundidad del olvido.

Pero sin que tú lo sepas esta noche elevare una oración a la Madre Admirable para que te vuelva a traer a mí, para que ella tenga compasión de mí, para que encontremos la forma de rescatar aquellas promesas hundidas en la mar…

Anuncios

“aquel andador”

Creo que pudimos alcanzar a la luna si hubiéramos comenzado más temprano; en realidad nadie sabe qué fue lo que paso entre tú y yo aquella noche en que nos revestimos de cristal, fueron tus labios tan dulces y certeros que atravesaron mi alma, dejándole una enorme herida por donde desde entonces se me escapan los suspiros para ir en tu búsqueda…

Ese día prometí que te acompañaría a donde quiera que fueras, ¿recuerdas como miraste la primera vez?, yo si lo tengo presente, yo si sabría decirte el momento exacto cuando entraste a mi vida, y como aquel andador fue el primero de nuestros testigos…

Y aunque hoy tu certeza es solo una despedida anunciada, puedo asegurarte que volveremos a encontrarnos cuando tú lo decidas, que yo estaré aquí una o dos eternidades para poder volver a verte llegar…


“aquella banca”

Claro que recuerdo las veces que me dejaste solo en aquella banca, con tan solo mi paciencia como compañera, y claro que siempre vuelvo a buscarte en la soledad de la avenida blanca, siempre necesito encontrarte en las compañías efímeras, en los besos que me venden demasiado baratos; tú eres la única eterna en mi vida, tu eres la única que siempre está presente y jamás se ausenta para siempre, tú eres la estela sobre el mar de Enero, tú eres mi vida entera y sin ti se me va poco a poco la vida, apenas logro vivir de los recuerdos, apenas logro vivir sin ti…


“la misma vez”

Será la misma vez, tú con tus ojos de miel y carmín, yo con el mismo miedo de ayer por la tarde, cuando te fuiste sin decir adiós, será la misma ocasión y la misma lluvia, el mismo ciprés,  la misma plaza y hasta el mismo final, será en otro mundo eso que solo tú y yo sabemos el uno del otro, será como una dulce melodía que duele en el alma, como un rayo de sol que se va, sé que será la misma vez, tú con esa esperanza que me envuelve tan fácilmente y yo con mis besos que por alguna vez decidí donarte, siempre podrá ser lo mismo, pero tú y yo jamás seremos como antes…